LA SANGRE DE LOS CAMPEONES DE CHILE DE RODEO

Terminada una nueva edición del Campeonato Nacional, como siempre era importante revisar las líneas de sangre de los ejemplares campeones tanto en el Rodeo como en la Rienda, tarea que una vez más realizó el especialista José Luis Pinochet, jurado honorario de la Federación Criadores de Caballos Raza Chilena.

Las Campeonas de Chile en Rodeo fueron Favela (Flagelo-Perdición) y Huasteca (Buen Tinto y Calilla), del Criadero Doña Dominga, montadas por Luis Huenchul y Felipe Undurraga.

“Las dos son yeguas que tienen una sangre espectacular, pero en el caso de la Favela tiene todavía más fuerza el hecho de que sea de Doña Dominga, porque su padre Flagelo debe ser de los primeros caballos que ellos criaron y es uno de los caballos insignes del criadero. La Favela empieza con F igual que su padre Flagelo, que es Plebiscito, un potro que varias veces ganó la estadística como reproductor, y en el que Luis Huenchul casi se ganó el campeonato de Chile hace varios años atrás. Así que para él es una cosa muy especial”, señaló Pinochet.

“Por abajo, esta yegua es de la Perdición, que es nada menos que del Talento y la Pataleta. El Talento todos sabemos de dónde viene, hijo del Taco y un excelente caballo corralero, tres veces Campeón de Chile, así que no podía fallar; y más abajo todavía tiene de nuevo al Escorpión, así que tiene muchas posibilidades de ser una gran reproductora en el futuro esta yegua Favela”, agregó.

Sobre la Huasteca, dijo que “por arriba también tiene un potro criado por Doña Dominga, el Buen Tinto, hijo del Escorpión, y su madre es la Soledá, una yegua fantástica, que también llegó al cuarto animal y figuró en tabla de algún Campeonato de Chile, con jinetes de Casa Silva. Es algo totalmente seguro que tenía la Huasteca. Para mi gusto tiene demasiados Estribillos y Esquinazos en su línea, porque al ver los bisabuelos, son Estribillo directamente, Esquinazo, Bellaco y Esquinazo”.

“Pero tiene otras cosas muy buenas y bien abajo aparece como tatarabuelo y padre de la Ventolera, el Rastrero, que es un potro, hijo nada menos que del Salteador y hermano materno del Estribillo, porque es hijo de la Reserva. También es un caballo fantástico; desafortunadamente, como la mayoría de los hijos del Salteador, lo castraron joven porque todos eran difíciles de genio, pero es una suerte que esta yegua tenga por allá abajo esa sangre y también tiene un futuro asegurado como reproductora”, añadió.

Pinochet destacó sobre el buen ojo criador de Casa Silva, que “hay que felicitarlos. Alguien puede decir que son nuevos, pero no son nuevos, ya llevan casi 20 años criando y exitosamente. Ahora quedó más que demostrado y eso merece aplaudirlos”.

Vicecampeones

Los Segundos Campeones de Chile fueron Doña Angeles Fantoche (Camarero-Soñadora) y Falucho Chacarero (Estrago y Chacarera), con Pablo Pino y Diego Tamayo.

Del Fantoche, el experto apuntó que “es un caballo que ya nos ha demostrado calidad varios años, por algo fueron Campeones de Chile. Pero el Fantoche al ser hijo del Camarero, es una combinación casi perfecta que hizo el criadero de don César Núñez, el Custodio con la Simpatía, que es lo que mejor le ha resultado, en definitiva. Esa yegua Simpatía dio todo bueno, así que estaba asegurado por ese lado. Por abajo, la madre es hija del Clandestino que llega directo al Canteado, que es otra fantasía de caballo, bicampeón de Chile. Todos de ránking, no han fallado estos caballos”.

“El Chacarero tiene otra línea, porque el padre se llama Estrago y es del Trago Largo. Es una línea que no se ha buscado mucho, pero que la gente debería buscarla más, porque fue un caballo excepcional el Trago Largo y era hijo del Huinca, que también fue excepcional en su momento, de los mejores potros de los años 60. El Trago Largo fue vicecampeón de Chile y también pudo ser campeón en ese minuto, pero tuvo una campaña excelente. Y la Gavilla es una yegua buenísima también, hija del Gualicho. Por abajo, su madre Chacarera es hija del Entusiasmo que también llega al Estribillo al ser hijo del Envión, así que tiene asegurado también por ese lado, ya que es otra línea buenísima”, completó.

Como Terceros Campeones de Chile resultaron Santo Tomás Patrañas (Afinao y Reconquista) y El Peñasco de Santa Sylvia Peumo Marcado (Cuenta Cuentos y Doña Inés), guiados por Nicolás Barros y Emiliano Ruiz.

“Del Patrañas, recuerdo muy bien el abuelo, el Capuchino, un caballo muy lindo, de gran sello y bastante bueno también. La madre del Afinao, la Rayuela, es hija del Jalisco, que también es de los últimos caballos que corrió Samuel Parot. Por abajo, la madre Reconquista es una hija del Reservado, es de las líneas que buscó y tuvo gran éxito don Luis Iván Muñoz; del Reservado en la Cuchi Cuchi, así que tiene unos abuelos de fantasía”, explicó Pinochet.

Y del Peumo Marcado resaltó que “es bastante conocido, un gran campeón. Primero fue campeón corriendo con su madre, la Doña Inés, y después fue tercero al año siguiente corriendo con la Mala Yerba. Es un caballo fantástico que ya ha marcado historia y es hijo del Cuenta Cuentos, un hijo del Malulo y la Ladera, uno de los últimos caballos que corría don Italo Zunino. Por abajo, es hijo de la Doña Inés, que también es Agua de los Campos al ser hijo del Albertío, de los primeros hijos de la Guinda y que ha funcionado muy bien aquí y afuera”.

Fuente: www.caballoyrodeo.cl

Scroll to Top